Valparaíso 92.5 FM | Santiago 92.1 FM | San Fernando 99.1 FM | Talca 94.5 FM | Los Ángeles 100.5 FM | Temuco 103.9 FM | Coyhaique 104.1 FM

Síguenos en:

Rss

Punto de Encuentro

Con Pilar Molina

09:00 a 10:00 hrs.

Expertos entregaron sus mejores consejos para mantener tu trabajo cuando termines tu práctica profesional

Twitter.
23 enero, 2015

El psicólogo Pablo Arcos enfatiza, entre otras cosas, que el estudiante debe analizar detenidamente a qué práctica va a postular, pensando en “proyectarse a futuro y no ir a una opción por ser ‘lo que hay’”.

 

En medio del periodo en que los estudiantes realizan sus prácticas profesionales surge una gran interrogante en dichos jóvenes: ¿Tendré posibilidades de quedarme en este trabajo?

 

Expertos señalan la respuesta parece englobarse en una serie de tips que deben tomarse en consideración para lograr el objetivo de quedarse más allá de los tres meses que dura la práctica.

 

Según consigna ElPeriscopio.cl, el psicólogo Pablo Arcos enfatizó que en un principio es fundamental que el estudiante haya escogido su práctica pensando en “proyectarse a futuro y no ir a una opción por ser “lo que hay”, puesto que, según sus palabras, “hay que tomar la decisión a conciencia y con seguridad”.

 

Otro consejo que entrega Arcos es que el estudiante pueda “alinearse con los objetivos de la organización, por ejemplo, trabajar acorde a los requerimientos, métodos de trabajo, producción y plazos estipulados por tu jefe”.

 

A su vez, hace hincapié en el siguiente punto, considerándolo como fundamental para tener éxito en el lugar de trabajo: “Participar en actividades extralaborales dentro de la empresa”. El experto apunta a que este tipo de eventos son el “espacio apropiado para darse a conocer y generar lazos con distintas áreas, funcionarios y jefaturas dentro de la empresa”.

 

Si bien el temao puede resultar un arma de doble filo para algunos, Pablo Arcos aconseja “no aceptar tareas en las que crea que pueda desempeñarse ‘a medias’ o que queden fuera del límite de sus conocimientos. Es posible quedar en mal pie frente a un desempeño pobre ante labores que no le competen”.

 

A su vez, otro aspecto que el psicólogo destaca y califica como esencial es el “alto sentido de la responsabilidad”, esto quiere decir que hay que “cumplir con los horarios de la jornada laboral, lograr los objetivos y metas solicitadas y asumir un total compromiso con la práctica profesional”.

 

Por su parte, Rodrigo Álvarez Misle, analista digital, contó su experiencia desde que egresó de Comunicación Digital y Multimedia en la Universidad del Pacífico e ingresó a realizar su práctica profesional en Cardumen, empresa que confió en sus capacidades y lo contrató luego de terminar su práctica profesional.

 

Álvarez confesó que cuando “estaba terminando mi carrera y tenía que obligado buscar práctica, la verdad es que estaba súper nervioso. No sabía dónde buscar ni en qué área profesional, en el fondo entendía que la práctica iba a ser la base de mi verdadera formación profesional”.

 

“Me demore un buen tiempo en investigar dónde hacer la práctica y elegir bien dónde mandar mi CV, un correo con buena ortografía y explicando bien mis intereses y ganas de aprender es muy importante, ya que al buscar práctica lo más obvio es que uno no va a tener experiencia, por lo que enviar un buen correo marca la diferencia”, destacó el analista digital.

 

Otro punto fundamental que remarca el ex estudiante de la Universidad del Pacífico es la entrevista. Álvarez explicó que es importante mostrarse con seguridad y concentrado en resaltar las fortalezas y ventajas ante una determinada labor: “Me propuse enfocarme en destacar las cosas que sabia y lo que quería aprender, siempre hablando con seguridad y sin nervios, porque ahí es donde se pierden todos (tampoco inventé cosas). Ahora en el año que llevo, me ha tocado entrevistar practicantes y siempre me fijo en la seguridad y las ganas de aprender.

 

Tras quedar en la empresa Cardumen y sentir lo que realmente significaba ingresar al mundo laboral (estando en la práctica), Rodrigo admitió que en ese momento “ya me tocaba empezar y estaba con los típicos miedos de ‘qué cresta’ voy a hacer, o cuál va a ser mi aporte si no tengo nada de experiencia. Pero apenas partí me sentí súper cómodo, principalmente por el tipo de gente que hay donde trabajo… Lo ideal es tener harta confianza y no ser tímido al preguntar cosas o hablar con la gente, nadie quiere a un antisocial (salvo que sea ultra seco)”.

 

Un elemento esencial que aconsejan los expertos es “no relajarse” luego de haber entrado a alguna empresa como practicante. Así lo confirma Rodrigo, quien señala que “en el proceso me enfoqué siempre en llegar temprano, concentrarme en hacer bien las pegas chicas que me daban, hacerlas rápido, y siempre que no tuviera nada que hacer pedía más pega. En el fondo ser proactivo”.

 

El tema económico es un elemento fundamental para todas las personas, sin embargo, los expertos hacen un claro llamado a no centrarlo ni a convertirlo en algo ‘de vida o muerte’ al momento de decidir el camino profesional cuando estamos recién ingresando al ámbito laboral.

 

De hecho, luego de quedar en su práctica profesional, Álvarez expresó que “después de los 3 meses me ofrecieron quedarme, al pasar de práctica a contrato no siempre te van a pagar lo que uno espera, pero eso cambia rápido en relación con las responsabilidades que uno va ganando con el tiempo. Este mes cumplo 1 año desde que inicié mi práctica y hasta ahora todo ha funcionado perfecto”.

 

Fuente: ElPeriscopio.

Categoría: Noticias
Tags:

Comentarios

Una respuesta a “Expertos entregaron sus mejores consejos para mantener tu trabajo cuando termines tu práctica profesional”

  1. Juan dice:

    La práctica que dura tres meses muchas empresas no la pagan, a lo más dan la plata para la movilización, algunos empresarios más generosos te dan además la plata para la colación, y en algunos casos excepcionales te pagan el mínimo. Por lo tanto para hacer bien una práctica te debe gustar ese trabajo, no debe intervenir la necesidad de ganar dinereo.
    El estudiante no puede alinearse verdaderamente con los objetivos de la organización sino hasta 6 meses después. Otra cosa es que las necesidades de la empresa hagan que contrate personas por el mínimo que pueda pagarles, y ello es considerado normal, siempre que no sea objeto de abuso en horas de trabajo, carga desproporcionada de responsabilidad respecto de lo que gana, lo que sucede muy a menudo. Total cercano a los tres meses pero sin que se cumplan, lo echan al empleado en práctica, sin pagarle ni uno y prueban con otro, ojalá logrando que acepte ganar menos que el empleado anterior.
    Si el postulante llega a la entrevista con el gerente general, ya hablamos de algo más serio, donde puede genuinamente haber interés por ambas partes.
    Llegar temprano siempre, no faltar nunca, saber muy bien el tema de su trabajo, es un activo que al empleado le da confianza y seguridad, y si no aparece el hijo o el sobrino del dueño para reemplazarlo, una vez haya armado toda la pega tiene posibilidades de pasar los 6 meses y empezar a proyectar un prestigio en la empresa.
    Hacer bien el trabajo es más importante que trabajar rápido. La rapidez siempre está salpicada por las equivocaciones, y después del primer error, el empleado ya tiene una tarjeta amarilla sobre su cabeza. La proactividad resulta solo a veces, pues el dueño, se acostumbrará y dirá “con su deber no más cumple el p……”
    Los empresarios no consideran los aumentos de sueldo sino solo en el caso que el empleado resulte indispensable para la empresa. Igual buscarán a un reemplazante si sienten que debieran pagarle más y con ese bajo sueldo (generalmente son honorarios), igual el empleado se les va a ir de la empresa en cuanto tenga una oportunidad mejor.
    La rotación de personal es muy alta actualmente en las empresas, ya nadie trabaja duro “para hacer carrera”, saben que eso no será así y que con toda seguridad deberán emigrar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Expertos entregaron sus mejores consejos para mantener tu trabajo cuando termines tu práctica profesional

El psicólogo Pablo Arcos enfatiza, entre otras cosas, que el estudiante debe analizar detenidamente a qué práctica va a postular, pensando en “proyectarse a futuro y no ir a una opción por ser ‘lo que hay’”.

 

En medio del periodo en que los estudiantes realizan sus prácticas profesionales surge una gran interrogante en dichos jóvenes: ¿Tendré posibilidades de quedarme en este trabajo?

 

Expertos señalan la respuesta parece englobarse en una serie de tips que deben tomarse en consideración para lograr el objetivo de quedarse más allá de los tres meses que dura la práctica.

 

Según consigna ElPeriscopio.cl, el psicólogo Pablo Arcos enfatizó que en un principio es fundamental que el estudiante haya escogido su práctica pensando en “proyectarse a futuro y no ir a una opción por ser “lo que hay”, puesto que, según sus palabras, “hay que tomar la decisión a conciencia y con seguridad”.

 

Otro consejo que entrega Arcos es que el estudiante pueda “alinearse con los objetivos de la organización, por ejemplo, trabajar acorde a los requerimientos, métodos de trabajo, producción y plazos estipulados por tu jefe”.

 

A su vez, hace hincapié en el siguiente punto, considerándolo como fundamental para tener éxito en el lugar de trabajo: “Participar en actividades extralaborales dentro de la empresa”. El experto apunta a que este tipo de eventos son el “espacio apropiado para darse a conocer y generar lazos con distintas áreas, funcionarios y jefaturas dentro de la empresa”.

 

Si bien el temao puede resultar un arma de doble filo para algunos, Pablo Arcos aconseja “no aceptar tareas en las que crea que pueda desempeñarse ‘a medias’ o que queden fuera del límite de sus conocimientos. Es posible quedar en mal pie frente a un desempeño pobre ante labores que no le competen”.

 

A su vez, otro aspecto que el psicólogo destaca y califica como esencial es el “alto sentido de la responsabilidad”, esto quiere decir que hay que “cumplir con los horarios de la jornada laboral, lograr los objetivos y metas solicitadas y asumir un total compromiso con la práctica profesional”.

 

Por su parte, Rodrigo Álvarez Misle, analista digital, contó su experiencia desde que egresó de Comunicación Digital y Multimedia en la Universidad del Pacífico e ingresó a realizar su práctica profesional en Cardumen, empresa que confió en sus capacidades y lo contrató luego de terminar su práctica profesional.

 

Álvarez confesó que cuando “estaba terminando mi carrera y tenía que obligado buscar práctica, la verdad es que estaba súper nervioso. No sabía dónde buscar ni en qué área profesional, en el fondo entendía que la práctica iba a ser la base de mi verdadera formación profesional”.

 

“Me demore un buen tiempo en investigar dónde hacer la práctica y elegir bien dónde mandar mi CV, un correo con buena ortografía y explicando bien mis intereses y ganas de aprender es muy importante, ya que al buscar práctica lo más obvio es que uno no va a tener experiencia, por lo que enviar un buen correo marca la diferencia”, destacó el analista digital.

 

Otro punto fundamental que remarca el ex estudiante de la Universidad del Pacífico es la entrevista. Álvarez explicó que es importante mostrarse con seguridad y concentrado en resaltar las fortalezas y ventajas ante una determinada labor: “Me propuse enfocarme en destacar las cosas que sabia y lo que quería aprender, siempre hablando con seguridad y sin nervios, porque ahí es donde se pierden todos (tampoco inventé cosas). Ahora en el año que llevo, me ha tocado entrevistar practicantes y siempre me fijo en la seguridad y las ganas de aprender.

 

Tras quedar en la empresa Cardumen y sentir lo que realmente significaba ingresar al mundo laboral (estando en la práctica), Rodrigo admitió que en ese momento “ya me tocaba empezar y estaba con los típicos miedos de ‘qué cresta’ voy a hacer, o cuál va a ser mi aporte si no tengo nada de experiencia. Pero apenas partí me sentí súper cómodo, principalmente por el tipo de gente que hay donde trabajo… Lo ideal es tener harta confianza y no ser tímido al preguntar cosas o hablar con la gente, nadie quiere a un antisocial (salvo que sea ultra seco)”.

 

Un elemento esencial que aconsejan los expertos es “no relajarse” luego de haber entrado a alguna empresa como practicante. Así lo confirma Rodrigo, quien señala que “en el proceso me enfoqué siempre en llegar temprano, concentrarme en hacer bien las pegas chicas que me daban, hacerlas rápido, y siempre que no tuviera nada que hacer pedía más pega. En el fondo ser proactivo”.

 

El tema económico es un elemento fundamental para todas las personas, sin embargo, los expertos hacen un claro llamado a no centrarlo ni a convertirlo en algo ‘de vida o muerte’ al momento de decidir el camino profesional cuando estamos recién ingresando al ámbito laboral.

 

De hecho, luego de quedar en su práctica profesional, Álvarez expresó que “después de los 3 meses me ofrecieron quedarme, al pasar de práctica a contrato no siempre te van a pagar lo que uno espera, pero eso cambia rápido en relación con las responsabilidades que uno va ganando con el tiempo. Este mes cumplo 1 año desde que inicié mi práctica y hasta ahora todo ha funcionado perfecto”.

 

Fuente: ElPeriscopio.