Valparaíso 92.5 FM | Santiago 92.1 FM | San Fernando 99.1 FM | Talca 94.5 FM | Los Ángeles 100.5 FM | Temuco 103.9 FM | Coyhaique 104.1 FM

Síguenos en:

Rss

Lo Mejor del Día (Repetición)

Radio Agricultura

01:00 a 06:00 hrs.

Proceso constituyente sufre la reducción de un 95% de sus gastos asociados para el 2017

aton_184157
9 octubre, 2016

Esta medida refuerza las críticas que indican que no están las condiciones suficientes para continuar con las distintas etapas comprometidas.

El año 2017 contemplaba instancias claves para el proceso constituyente que ha sido impulsado por el Gobierno de Michelle Bachelet, ya que se debía concretar la redacción y envío del proyecto de Ley de la nueva Constitución y la reforma que permitiría al Congreso poder realizar el cambio.

Pero a un año y medio de finalizar la segunda gestión de Bachelet, esto será casi imposible de cumplir, principalmente por el cambio de prioridades legislativas que existen y el poco respaldo que existe hacia el Gobierno.

De acuerdo a informaciones reveladas por La Tercera, esto se traduce en una significativa baja de los recursos correspondientes al Presupuesto 2017 para el proceso constituyente. Esto porque pese a que en el 2016 se destinó $504.696 millones bajo la categoría “Estudios para una nueva Constitución”. En 2017 no existe dicho gasto.

Además, la Secretaría General de Gobierno tuvo una eliminación total del gasto asignado para 2017, que en 2016 ascendía a $1.133.000 millones y la Secretaría General de la Presidencia pasó de un gasto de $1.284.406 millones en 2016 a $139 millones en 2017. Recursos que se solicitaron bajo la categoría de “Estudios finales del proceso constituyente”.

Desde el gobierno, explicaron que estos recursos financiaban estudios y la difusión de la nueva etapa del proceso constituyente, situación que será distinta en 2017.

La reducción de un 95% de los gastos asociados al proceso constituyente refuerzan las críticas que indican que no están las condiciones suficientes para continuar con las distintas etapas comprometidas por la Presidenta, las que incluso provienen de algunos participantes de la iniciativa, que apelan por una flexibilización de los plazos.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Proceso constituyente sufre la reducción de un 95% de sus gastos asociados para el 2017

Esta medida refuerza las críticas que indican que no están las condiciones suficientes para continuar con las distintas etapas comprometidas.

El año 2017 contemplaba instancias claves para el proceso constituyente que ha sido impulsado por el Gobierno de Michelle Bachelet, ya que se debía concretar la redacción y envío del proyecto de Ley de la nueva Constitución y la reforma que permitiría al Congreso poder realizar el cambio.

Pero a un año y medio de finalizar la segunda gestión de Bachelet, esto será casi imposible de cumplir, principalmente por el cambio de prioridades legislativas que existen y el poco respaldo que existe hacia el Gobierno.

De acuerdo a informaciones reveladas por La Tercera, esto se traduce en una significativa baja de los recursos correspondientes al Presupuesto 2017 para el proceso constituyente. Esto porque pese a que en el 2016 se destinó $504.696 millones bajo la categoría “Estudios para una nueva Constitución”. En 2017 no existe dicho gasto.

Además, la Secretaría General de Gobierno tuvo una eliminación total del gasto asignado para 2017, que en 2016 ascendía a $1.133.000 millones y la Secretaría General de la Presidencia pasó de un gasto de $1.284.406 millones en 2016 a $139 millones en 2017. Recursos que se solicitaron bajo la categoría de “Estudios finales del proceso constituyente”.

Desde el gobierno, explicaron que estos recursos financiaban estudios y la difusión de la nueva etapa del proceso constituyente, situación que será distinta en 2017.

La reducción de un 95% de los gastos asociados al proceso constituyente refuerzan las críticas que indican que no están las condiciones suficientes para continuar con las distintas etapas comprometidas por la Presidenta, las que incluso provienen de algunos participantes de la iniciativa, que apelan por una flexibilización de los plazos.