La pandemia del Covid-19 ha generado una condensación de partidos importantes, esto sumado a los nuevos torneos, por ejemplo, la Nations League en Europa, que han provocado que los jugadores tengan que disputar muchos más partidos de los habitual o, más bien, de los que se jugaban antes.

Es por eso que este jueves, en Manchester, las asociaciones de futbolistas, incluyendo la PFA y la AFE, así como jugadores como Paul Pogba y Juan Mata, se reunieron con Gianni Infantino, presidente de la FIFA, Arsène Wenger, director de desarrollo de la FIFA y uno de los mayores impulsores del Mundial de cada dos años, y David Aganzo, presidente de la AFE, para tocar el tema de la sobrecarga de partidos, además de las posibilidades de disputar el mundial cada dos años. 

“Esta ha sido la oportunidad para que todos los futbolistas compartan su visión de los problemas actuales en la estructura del juego y el calendario con la FIFA. Si aquellos que juegan a este deporte tienen que ser parte de estas conversaciones, por lo que estos diálogos son esenciales”, dijo Maheta Molango, presidente de la PFA (sindicato de jugadores en Inglaterra).

La reunión llegó tras la queja de los jugadores de no ser considerados en la conformación de los calendarios, los cuales han estado sobrecargados de partidos. Asimismo, buscan dar su opinión con respecto a la cita planetaria cada dos años, la cual, de aprobarse, comenzaría en 2026.

En tanto, sobre esta junta Infantino sostuvo que “la FIFA está escuchando a todo el mundo. Me alegra que hayamos tenido la oportunidad de haber escuchado a los futbolistas y de que hayamos podido explicar nuestra forma de pensar y cómo podemos proteger la salud de los futbolistas y la calidad del fútbol internacional”