Universidad Católica no pudo coronarse con su cuarta Supercopa. Esto tras perder ante Colo-Colo por 2 a 0 en el estadio Ester Roa Rebolledo. Una derrota que se repite en la historia como entrenador de Cristián Paulucci en la UC, luego de asumir tras el discreto desempeño de Gustavo Poyet.

Y es que el argentino ha demostrado tener la personalidad, tanto individual como colectiva, en el banco cruzado. De hecho, en su primera experiencia, el DT logró entregarle el tetracampeonato a la UC, revirtiéndole el torneo a Colo-Colo, que en un momento tenía cinco puntos de ventaja. 

Sin embargo, Paulucci aún tiene una deuda en su presencia en la banca de la UC. Y es que lleva 16 partidos al mando del cuadro cruzado, donde suma 13 triunfos, 1 empate y dos derrotas, ambas frente a Colo-Colo: por 2 a 1 en Macul, donde los albos le sacaron la ventaja a la UC, y en la final de esta última Supercopa por 2 a 0.

En tanto, el otro tropezón que no le permitió la perfección en su estadística que tiene como entrenador, fue el empate ante Ñublense en la Supercopa, la cual terminó ganando la UC por penales. 

Por lo tanto, el cacique ha sido la gran piedra en el zapato del entrenador cruzado en su incipiente carrera, uno de los objetivos para esta nueva temporada.