Economía 30 de Noviembre 2017

Volkswagen se muestra un poco más optimista respecto a su rentabilidad

Por Gustavo Assad

El grupo automovilístico alemán Volkswagen revisó al alza este jueves su objetivo de rentabilidad para 2020 y espera mejores resultados de lo previsto este año, tras una estrategia de reconquista que parece dar sus frutos tras el escándalo de los motores trucados.

La compañía prevé ahora un margen operativo de “entre un 4 y un 5%” en 2020, frente a sus anteriores estimaciones de “al menos 4%” en esa fecha.

Este cambio se debe a que, entre enero y septiembre de 2017, el margen alcanzó el 4,3% y debería por tanto superar el objetivo anual establecido entre el 2,5 y el 3,5%.

“Volkswagen ha vuelto a la ofensiva en todos sus mercados principales”, declaró Jürgen Stackmann, director de ventas del grupo, citado en un comunicado.

La empresa, muy afectada tras el estallido del escándalo de los motores trucados en septiembre de 2015, quiere ser líder entre los fabricantes, antes de imponerse en el sector de los servicios de movilidad.

Este año, Volkswagen confía en alcanzar un récord histórico de ventas, gracias a sus novedades en el sector de los todoterrenos urbanos (SUV): el Tiguan, el Atlas y el T-Roc, unos vehículos que ofrecen márgenes importantes.

Los SUV representarán el 40% de las ventas del grupo de aquí a 2020.

La mejora del margen también se conseguirá con un plan de reducción de efectivos anunciado el año pasado, y que afectará a 30.000 empleos en el mundo de aquí a 2020, incluidos 23.000 en Alemania.