23062018 - 17:56 Todo por sus hijos: El radical cambio de vida de Pato Laguna
Agricultura
Frecuencias de Agricultura en regiones
Copiapó 101.3 FM
La Serena 100.3 FM
Valparaíso 92.5 FM
Valle del Aconcagua 102.3 FM
Santiago 92.1 FM
San Fernando 99.1 FM
Talca 94.5 FM
Los Ángeles 100.5 FM
Concepción 88.1 FM
Temuco 103.9 FM
Osorno 91.1 FM
Puerto Montt 96.9 FM
Coyhaique 104.1 FM
Punta Arenas 98.7 FM
Entretención

Todo por sus hijos: El radical cambio de vida de Pato Laguna

Por Pablo Maturana |
Imagen del post
Crédito: @PATRICIOLAGUNA

El modelo está radicado en en Rancagua con sus padres. 

Patricio Laguna se hizo conocido por sus amores y conflictos faranduleros, pero cuando parecía que ya había cambiado, los problemas con su ex pareja, Yanina Halabi, volvieron a poner al ex chico reality en el ojo del huracán.

Ambos tuvieron dos hijos, Patricio y José Ignacio de 7 y 4 años respectivamente, pero la relación llegó a su fin por las acusaciones de violencia intrafamiliar.

Actualmente Laguna está alejado de la farándula, ya que vive en Rancagua en la casa de sus padres para dedicarse 100% a sus hijos.

“Quise entregarles un entorno mejor, más contención, estabilidad y un ambiente familiar. Mis hermanas y sus hijos viven cerca de nosotros, por lo tanto, ellos están creciendo cerca de sus primos”, comentó en Las Últimas noticias.

El modelo aseguró que no lo pasó bien durante la separación. “Si yo no hubiera estado con mis hijos creo que habría caído en un hoyo de depresión. Pero no tuve tiempo de quedarme pegado. Desde el primer momento me enfoqué en sacar adelante a mis enanos y para eso necesitan ver a su papá bien”.

“No niego que pasé momentos súper dolorosos y que me gustaría que las cosas hubieran sido distintas. Creo que en algún minuto tendré que hacerme una terapia psicológica”, comentó.

Laguna tiene su propia oficina en Rancagua y desde ahí maneja sus negocios, lo que le permite estar más cerca de sus hijos.


“La oficina en la casa se debe a que es más fácil para ver a mis hijos. Me encargo de todas sus cosas, no es que yo se los pase a mis papás y ellos hagan toda la pega. Los voy dejar y a buscar al colegio, me preocupo de su alimentación, de vestirlos, amononarlos, cortarles el pelo, llevarlos a sus actividades deportivas y ayudarlos con sus tareas que son un montón”, concluyó


Potenciado por