Opinión archivos - Radio Agricultura
Publicado enOpinión

Conaf dio un golpe único a los incendios forestales

Autor: José Ignacio Pinochet Olave – Subsecretario de Agricultura

Luego de una seguidilla de temporadas desfavorables en materia de incendios forestales, durante 2020-2021 las hectáreas afectadas a nivel nacional han disminuido más de un 60% con relación al año pasado y más de un 75% con respecto a los últimos cinco años. Estas cifras alentadoras no son producto del azar, sino que responden a una estudiada e innovadora estrategia de prevención y combate ejecutada por CONAF y a una eficiente coordinación con otros actores, como ONEMI, Bomberos, Corma, FFAA, Carabineros y la PDI.

A fines de 2020 se pronosticaba un verano muy duro en materia de incendios forestales, quizás el peor desde que se registran estos eventos. Para enfrentar ese pronóstico, el Presidente Sebastián Piñera destinó una inversión de 72 mil millones de pesos, lo que le permitió a CONAF disponer de más de tres mil brigadistas distribuidos entre las regiones de Atacama y Magallanes y 61 aeronaves, además de fortalecer la tecnología y los sistemas de prevención y combate del fuego.

A esto se suma el financiamiento por parte de los gobiernos regionales a diversos proyectos de CONAF. Gracias a estos aportes, esta corporación dependiente del Ministerio de Agricultura, hoy cuenta con nuevos centros operativos, bases de brigadas, puestos de comando móvil, vehículos todo terreno y cámaras de detección remota, en cuatro regiones del país: Valparaíso, O´Higgins, Aysén y Magallanes.

Pero todos estos recursos no habrían sido suficientes si no hubiese existido una adecuada estrategia de prevención y combate de los incendios forestales. Dicha estrategia durante la temporada 2020-2021 tuvo como elemento central la táctica del “golpe único” o “one strike”, que consiste en controlar rápidamente un incendio, enviando al lugar del siniestro importantes recursos aéreos y terrestres, a fin de contenerlo desde un inicio y así evitar que un foco, por muy pequeño que sea, se convierta en un gran incendio. Este método de trabajo, coordinado siempre con las empresas forestales, ya se había implementado la temporada pasada, pero el incremento de recursos disponibles para esta temporada permitió una mayor eficacia en su ejecución, con resultados hasta ahora muy satisfactorios.

Para ejecutar correctamente la táctica del “golpe único”, CONAF potenció las horas de vuelo de sus aviones menores -los Air Tractor- que tienen la facilidad de acceder más rápido a los focos más pequeños. Así se logró controlar con mayor rapidez la propagación de los incendios, en un trabajo siempre complementado con los helicópteros pesados (Chinook) y los semipesados (Súper Puma) y con el desempeño de los brigadistas quienes son los encargados de enfrentar los incendios en superficie.

Otro elemento que vale la pena destacar en la estrategia de CONAF para prevenir los incendios forestales es el programa “botón rojo”, un moderno sistema de reporte de datos que se actualiza constantemente y que pronostica las zonas susceptibles de incendios, considerando diversos factores como vegetación seca, temperatura, velocidad del viento y humedad.

El 25 de marzo pasado gracias al programa “botón rojo” se pudo pronosticar y controlar a tiempo un incendio en las cercanías de Dalcahue (Región de Los Lagos), donde existían condiciones ambientales adversas y muchas quemas no autorizadas. CONAF envió a tiempo un helicóptero a la zona y finalmente fueron afectadas sólo 2,3 hectáreas, en un incendio que se pudo controlar en tan sólo cuatro horas. La premisa del “botón rojo” es tener los recursos idóneos y suficientes allí donde existe más peligro, con el objetivo de controlar oportunamente aquellos focos que, con el estado del arte, era posible prever.

Entre los avances en tecnología, CONAF cuenta además con un sistema de modelación del comportamiento del fuego, que predice la dirección, altura, intensidad y velocidad de las llamas y qué sectores pueden verse afectados. Con esta información se distribuyen los recursos aéreos y terrestres para frenar la propagación del incendio y proteger a la ciudadanía, la infraestructura crítica, las áreas silvestres protegidas y la superficie boscosa.

Para combatir los incendios forestales durante la temporada 2020-2021, el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera, a través de CONAF, demostró no sólo tener gran eficiencia en la utilización de sus recursos, sino que también mucha innovación y un correcto uso de las nuevas tecnologías. Junto al llamado a la prevención a la ciudadanía para evitar que ocurran más incendios, CONAF realizó durante esta temporada un especial trabajo de modernización de su estrategia de combate, para salvar las vidas de los chilenos, resguardar sus viviendas y preservar nuestros bosques y áreas silvestres protegidas.

Publicado enOpinión

¿Cuándo es necesario robotizar o automatizar un proceso?

Existe una línea muy delgada entre la robotización y la automatización, prácticamente son lo mismo, pero el método que las sustenta hace la diferencia.

Una automatización tradicional no necesariamente replica acciones humanas. Por ejemplo, se pueden tomar dos sistemas, conectarlos y que éstos se comuniquen en su lenguaje, cosa que un humano no hace. Si bien, la robotización genera el mismo resultado, al integrar dos sistemas, lo hace a través de un mecanismo que es el mismo que haría una persona, ¿cómo? En términos simples, el mecanismo con el que se realizan las acciones en la robotización replica los clics y teclas que utiliza el humano para realizar su trabajo, no “cosas tecnológicas”.

Un buen caso de uso de la robotización al cliente son los Cyber Monday. En muchas ocasiones en estos eventos lo que hay detrás son robots, ya que no se pueden tener personas todos los días por 24 horas atendiendo los requerimientos de los clientes. La gente no lo sabe, porque no lo ve, tener sólo personal es casi imposible. Todas las grandes empresas deberían tener un sistema de Automatización Robótica de Procesos (RPA) para abordar casos como este.

Es importante entender que la robotización no es el objetivo, tiene que ser el medio para la solución de un problema alineada a una estrategia de negocio. Hace algunos años se decía, “yo quiero un robot y optimizar mi proceso”, con una visión más táctica. Pero no se pensaba en cómo se iba a impactar a la organización, más bien, terminabas con muchos robots que generaban poco valor. Una automatización inteligente, donde se puede integrar incluso a las personas, un BPM, Inteligencia Artificial, y varias piezas más, son el medio para la solución del problema de negocio punta a punta. El robot por sí solo no es mágico, debe tener un objetivo bien definido que acompañe la visión de la organización.

La robotización es transversal a todas las industrias, no tiene una específica, puede estar en áreas de finanzas, contables, operaciones. No obstante, se debe tener en mente la parte mecánica del problema. Todos los problemas poseen una parte lógica y otra mecánica. Hay que ver cuál es la opción que me toma más tiempo, y en esa evaluar la factibilidad de implementar un robot.

La primera visión de la robotización fue generar ahorros, lo que es correcto en muchas ocasiones, pero lo que realmente debemos tomar en cuenta, es que se trata de una inversión, porque impacta en la productividad y en la eficiencia lo que impacta en el aumento de las ventas, puesto que el colaborador se dedica al trabajo de mayor valor y no a tareas repetitivas y tediosas. Sin embargo, queda mucho camino por recorrer en automatización inteligente, en Chile estamos atrasados entre 5 y 10 años.

Conrado Meli Saavedra
Socio – Consultor senior RPA Primus Consulting

Publicado enOpinión

Til Til: El Sacrificio de Chile

Hacia el norponiente de Santiago se encuentra la comuna de Tiltil, esta zona fue destinada a partir de la década de 1990 a convertirse en la zona de sacrificio de la Región Metropolitana. Para ello el Plan Regulador Metropolitano de Santiago (P.R.M.S) aprobado en el año 1997, determinó que una vasta área de la comuna pasaría a categorizarse como ISAM 5 e ISAM 6. Bajo esta nomenclatura de gestión territorial se determina que dichas áreas pueden acoger actividades peligrosas, contaminantes e indeseables. Curiosamente sólo la comuna de Tiltil posee áreas con dicha denominación. Durante décadas hemos sido reconocidos como el patio trasero de la región metropolitana, pues los habitantes de Tiltil soportamos las consecuencias del mal llamado desarrollo, donde el significado de “vivir en un ambiente libre de contaminación”, son palabras sin sustento y al viento.

En ese sentido, nuestras bondades naturales como contar con un Santuario de la Naturaleza, áreas de preservación ecológica, lugares naturales vírgenes, terrenos con la mejor categorización para la agricultura, etc., han sufrido menoscabo y desvalorización, pues existen instalaciones donde se han alterado seriamente la biosfera del sector.

 

A partir de esos años se ha instalado el mayor basural del país perteneciente a la empresa KDM, la pestilente empresa de cerdos Porkland, la zona de secado de lodos (excremento) de Aguas Andinas, moliendas, dos cárceles, carboneras, vertedero de basuras de la empresa Gersa entre muchas otras. A esta lista debemos agregar la creación de dos gigantescos tranques de relaves mineros pertenecientes a CODELCO división Andina y Angloamerican.

Por otro lado la década de 1990 marca la transformación del ferrocarril que conectaba a la comuna con Santiago dejando este de trasladar pasajeros, pasando a transportar basura. Desde entonces decenas de convoys atraviesan diariamente y durante las 24 horas del día, 4 zonas urbanas de la comuna, emitiendo a su paso ruidos molestos, olores pestilentes, expandiendo moscas y plagas al tiempo de generar mayor riesgo de accidentes en sus cruces sin resguardo.

Desde una mirada de desarrollo social, tenemos que la encuesta Casen de 2017 señala a Tiltil como una de las comunas más vulnerables del país, ya que considera factores como el medio ambiente, la falta de conectividad entre sus localidades y Santiago, y una histórica sequía que se arrastra por cerca de 12 años; sumemos la cesantía, la escasez de oportunidades de formación académica para los jóvenes que terminan su etapa escolar, y que no contamos con servicios de salud pública que puedan cubrir las necesidades a las que se ve enfrentada nuestra población. En cuanto a oferta habitacional es casi nula, ya que generar  proyectos habitacionales en el sector se ve obstaculizada por la falta de agua potable entre otras razones.

En el año 2014, la empresa CICLO inicia las tramitaciones para el desarrollo de su Centro Integral de Gestión de Residuos Industriales (CIGRI), que se emplazaría en el sector denominado Los Ciruelos, a sólo 3 kms al sur de la localidad de Rungue. Luego de la votación del Consejo de Ministros, el CEA (Comité de Evaluación Ambiental) emitió durante el mes de septiembre del 2017, una resolución oficial con el resultado de dicha votación en la que se aprobó (por parte de este organismo) la instalación del nuevo vertedero de residuos industriales peligrosos de la empresa CICLO. La Municipalidad de Tiltil, impugnó esta resolución mediante la presentación de un recurso de reclamación ante el 2° Tribunal Ambiental de Santiago. Este fallo no dio sustento a la tesis de Tiltil, otorgando la autorización a la empresa para que desarrolle su proyecto CIGRI. Ante esta situación, la Municipalidad de Tiltil decidió presentar un recurso de Casación ante la Corte Suprema de Justicia, del cual esperamos su resolución.

Hoy cuando el país se encuentra en medio de la reflexión en torno a los derechos de los ciudadanos, donde existe conciencia respecto de la necesidad de avanzar hacia una sociedad con mayor igualdad de derechos, en Tiltil queremos manifestar nuestro sentir, porque los y las 20 mil tiltilanos tenemos el derecho a vivir en una sociedad que nos incluya en el desarrollo social y económico; dar solución a gran parte del país no debe ser sólo nuestro sacrificio, la concentración de los costos ambientales y su distribución desigual representa para nuestra comuna una situación de injusticia ambiental y social evidente. ¿No es acaso abusiva la condena sin misericordia de algunos (una vez más) por el bienestar de otros?

Hago un llamado al Estado de Chile, sus autoridades, y sobre todo a las familias de mi país, a que empaticen con el drama que debemos soportar a diario, y busquemos soluciones por el bien de todos.

 

Eva Aburto, alcaldesa de Til Til

Publicado enOpinión

¡Salvémonos!

Particularmente en estos tiempos difíciles, a veces nos quedamos atrapados cuando la esperanza se vuelve esquiva cuando el camino está demasiado escarpado. Sin embargo, hoy más que nunca debemos reforzar el valor de la palabra, el sentido profundo de ser parte de un todo, el trabajo con conciencia plena para cuidar los espacios de confianza y la defensa de los ejercicios de liderazgos que contribuyan al bien común.

Esto es aplicable a todo: desde el regreso progresivo de los estudiantes a clases, la reactivación económica, el proceso constituyente y la lucha contra el cambio climático. Somos parte y responsables de las diversas comunidades que integramos por lo que debemos encontrar las formas de aportar a la transformación con lo mejor de nuestro ser.

Pobreza, desigualdad, injusticias, el daño que hemos hecho a la naturaleza, no se solucionarán por sí solos, requieren grandes acuerdos que se inician en lo local, en lo territorial, en las familias, en las organizaciones y empresas de las que somos parte.

Desde esta inspiración quiero recordar a linor Ostrom, la primera mujer que recibió el Premio Nobel de Economía (2009). Ostrom afirma que no existe nadie mejor para gestionar sosteniblemente un «recurso de uso común» que los propios implicados, incluso mucho mejor que los gobiernos o las empresas privadas.

Relevar el papel de las comunidades locales como una forma de lograr un sistema económico sostenible desde un punto de vista económico, medioambiental y social, nos abre un camino para enfrentar las dificultades que hoy estamos viviendo. Específicamente, Ostrom afirma que es a través de las cooperativas, empresas que son propiedad de sus miembros, en que las personas pueden hacer la mejor gestión posible de los bienes comunes. Lo mismo, agregaría por mi parte, podría decirse de mutuales, gremios, asociaciones, cajas, colegios profesionales y cámaras, si logran articularse en torno a una “governance generativa”. Una basada en la reflexión y discernimiento capaz de hacerse las preguntas respecto del propósito; que se alimente de la experiencia y del aprendizaje, y que actúe como intérprete del sentido y mantenga un alto nivel de autocrítica respecto de su forma de llevar a la práctica los valores compartidos.

Ostrom también señala que los problemas complejos requieren de ocho reglas para el auto-gobierno como acción colectiva: definir quiénes integran el grupo; ajustar las reglas de gobierno a las necesidades y condiciones locales; asegurarse que aquellos afectos a las reglas participen en su ajustes en el tiempo; hacerse respetar por autoridades y la sociedad; ser capaces de monitorear el buen comportamiento de sus miembros; usar sanciones graduadas para corregir desviaciones; usar métodos prácticos y simples de resolver controversias; y forjar un sentido de responsabilidad compartida por cuidar el patrimonio común con una perspectiva sistémica.

Los desafíos complejos que enfrentamos requieren diferentes estrategias implementadas de forma sincronizada, tanto a escala mundial como nacional, regional o local. Este énfasis me parece clave, todos son necesarios, nadie sobra desde el macro rol de los Estados hasta el aporte directo de cada ciudadano, debemos actuar de manera coordinada. Para que esto sea posible se deben crear los medios e incentivos para hacerlo, los espacios de comunicación que permitan las articulaciones y los significados comunes, y que exista un reparto equitativo de costos y beneficios.

Es precisamente en este contexto en que muchos ojos están puestos en los emprendedores-innovadores, son estas personas las que con talento, trabajo y sensibilidad están construyendo nuevas bases para un mundo mejor para todas y todos. Que nada detenga lo bueno y nuevo que estamos co-creando como sociedad.

 

Gonzalo Jiménez Seminario
CEO Proteus Management & Governance
 Profesor de ingeniería UC

Publicado enOpinión

Checho Hirane: Carta abierta a los chilenos

Queridos amigos:

Solo los regímenes populistas logran estos milagros: Argentina sin carne, Venezuela sin petróleo. Cuba sin azúcar y a Chile lo dejan sin razón.

Nos tienen convencidos que con una nueva Constitución vamos a garantizar tener mejores sueldos, mejor educación, mejor salud mejores pensiones pero nadie dice de donde van a salir los recursos en un momento que Chile está más endeudado que nunca en su historia ,con el déficit fiscal más grande de las últimas décadas y con una actividad económica por el suelo producto en primer lugar de la violencia de la izquierda más radical que destruyó miles de puestos de trabajo y la maldita pandemia que ha tenido paralizado al país.  Pero aun así se aprovechan de seguir engañándonos en base a puras emociones.

Los políticos nos tienen convencidos que el problema es la Constitución y todos sabemos que el problema son ellos que no han dado el ancho, pero nos llevan a elegir otro Parlamento que trabaje en paralelo ósea el doble de políticos. El Parlamento es la institución con menos aprobación ciudadana y ellos quieren cambiar todas las demás instituciones ósea el mundo al revés.

Nos dicen que confiemos en que se pondrán de acuerdo en una nueva Carta Fundamental que sea buena para Chile, pero paralelamente hacen la novena acusación constitucional contra ministros del gobierno. ¿Con esta polarización y con este nivel de violencia usted cree que de ahí puede salir algo mejor de lo que tenemos?

No se sigan dejando engañar hay que mirar los datos y no funcionar solo en base a las emociones.

Porque amo a mi país es que me meto debajo de las patas de los caballos. Sé que muchos me van a funar por esta carta  pero basta que unos pocos abran los ojos con mis palabras y me sentiré más que pagado.

Le pido disculpas a los buenos políticos que tenemos, por meterlos a todos en el mismo canasto, pero como son tan pocos prefiero llamarlos por teléfono.

Hoy el verdadero problema de nuestro país y será por mucho tiempo, es el empleo y la pobreza, pero los pésimos líderes que tenemos, sólo están preocupados de tener más poder.

Invito a todos -los que como yo- aman a nuestro país a defendernos de la pandemia del populismo que está azotando a Latinoamérica.

No sigas esperando a que otros defiendan tus ideales y transfórmate en un activista en defensa de la libertad.

Todos juntos somos más

Que dios bendiga a Chile.

Publicado enOpinión

El Viaje del Directorio en Tiempos Líquidos

En el actual entorno VICA (volátil, incierto, complejo y ambiguo) mucho se habla sobre los cambios que están experimentando las organizaciones, pero seamos honestos no hay fórmulas infalibles para gestionar la turbulencia inconmensurable del presente. Me gustaría proponer, modestamente, que intentemos afrontarla desde la acción, agregándole una T a la sigla, o sea, viviéndola como una transformación. La única salida es vivirla como camino.

Las crisis del presente, las experimentamos como lo más difícil. Ya lo dijo el sociólogo Zygmunt Bauman: lo líquido, y por ende volátil, inestable y alejado de las soluciones de equilibrio predichas por los economistas, es el estado que define y fragiliza el contrato social, arrastrándonos a situaciones que no duran lo suficiente para solidificarse, en contraposición de lo inmutable que parecía la estructura social pocas décadas atrás. Según Bauman pasamos del liderazgo benéfico de un guardabosques protector del estatus quo, de un jardinero diseñando el futuro ideal; a un mundo de cazadores que solo piensan en “cobrarse” una nueva pieza, descuidando el “equilibrio de las cosas”.

Ya no es posible asegurar lo que va a pasar mañana constatando lo que observábamos ayer o utilizando una fórmula antes exitosa. Esa dificultad fragiliza y fragmenta nuestras vidas, y nos inquieta, abate y amedrenta. Sin embargo, somos libres y tenemos la posibilidad de caminar conscientes, escogiendo cómo enfrentar la situación que nos toca vivir. La invitación es a vivirla como los héroes que somos.

Esta propuesta recoge el trabajo transformador de Joseph Campbell, que describió el modelo básico del relato épico en todas las civilizaciones como “el poder del mito”. Tal vez, tanto individual, como organizacional y planetariamente estamos haciendo “el viaje del héroe”. Pocos tienen vocación innata de héroe o heroína, porque sabemos que nos enfrentaremos con dragones que acechan y con nuestra propia oscuridad, pero hoy es la única opción cuando se desmorona lo estable y lo conocido.

La alta dirección debe asimilar que se rompió el estatus quo, por lo que es tiempo de aceptar el desafío e iniciar el viaje. El reto es grande, por eso debemos abrirnos a oír a nuestra gente y a pedir ayuda a otros “camaradas en la adversidad”, consultando a los más sabios y animándonos unos a otros a cruzar el umbral de lo seguro -léase, atrevernos a innovar en los modelos de negocios-, dar las luchas que sean necesarias -experimentando, aprendiendo y reintentando-, y escapar de las trampas de nuestra mente, que inevitablemente se aferra a viejos modelos mentales asociados.

Enfrentar la gran prueba es en todas las historias de la humanidad, así como en nuestro pequeño gran mundo empresarial: enfrentar nuestro peor miedo. Pérdida de poder, riqueza, reconocimiento, control… completen ustedes la frase. Solo sabemos que después de enfrentar la hora más oscura, viene el renacer. Como dice Campbell: “En la cueva que temes entrar, está el tesoro que buscas”. Y el verdadero valor, rara vez está en la acumulación, sino que fluye de mentes, corazones y manos unidas al servicio de los demás.

Asumirnos como héroes humanos, no es negar nuestras debilidades, es precisamente lo opuesto. Somos poderosamente humanos cuando aprendemos de nosotros mismos y junto a otros. El abismo que tenemos en frente nos hace temblar, pero también nos da la fuerza, creatividad y la energía para enfrentarlo. Aceptemos el desafío, enfrentemos los miedos y luego reclamaremos el tesoro que merecemos.