16092019 - 23:26 Ignacio Lastra contó cómo logró reconciliarse con su padre
Agricultura
Frecuencias de Agricultura en regiones
Copiapó 101.3 FM
La Serena 100.3 FM
Valparaíso 92.5 FM
Valle del Aconcagua 102.3 FM
Santiago 92.1 FM
San Fernando 99.1 FM
Talca 94.5 FM
Los Ángeles 100.5 FM
Concepción 88.1 FM
Temuco 103.9 FM
Osorno 91.1 FM
Puerto Montt 96.9 FM
Coyhaique 104.1 FM
Punta Arenas 98.7 FM
Entretención

Ignacio Lastra contó cómo logró reconciliarse con su padre

Por Ignacio Echeverría |
Imagen del post
Crédito: Captura

En un nuevo capítulo del programa Podemos Hablar, el exchico reality Ignacio Lastra reveló la historia de su enemistad y reconciliación con su papá.

Yo estuve peleado muchos años con mi papá“, comenzó Lastra. El ex modelo contó que es hijo de madre soltera y vivió con su hermana, su prima y sus abuelos.

“Cuando fui un poco más grande, me fui a vivir con mis tíos, ellos se hicieron cargo de mí, porque yo era un terremoto. La verdad es que en ningún lado me querían, era la oveja negra de la familia”, reveló.

Según contó el joven, sus padres nunca se llevaron bien y él era como el ‘guachito’.

En cuanto a la relación padre e hijo, tampoco fue tan buena, pero logró ser un poco más cercana una vez que Ignacio comenzó a salir en televisión, ya que tenía los medios para ir a ver más seguido a sus abuelos, lugar donde vivía su padre. No obstante, el joven reconoció que no podía perdonar a su progenitor ya que había sido ‘maricón’. “Yo soy un hombre en todos los aspectos, así que lo puedo juzgar”, afirmó.

No fue sino hasta después del accidente que sufrió a sus 26 años, tras el cual resultó con más del 85% del cuerpo quemado, que Ignacio pudo reconciliarse definitivamente con su padre.

“Resulta que mi papá trabaja en un fundo en el campo y un día se estaba quemando una siembra. Él era el único que estaba disponible, así que ‘pescó’ la camioneta y ‘rajó’. Quedó atrapado en las llamas y se quemó”.

Tras este incidente, estuvo internado en el hospital de Linares alrededor de dos meses, al mismo tiempo que Ignacio, quien estaba en la clínica, la diferencia es que el hombre no quedó con ninguna secuela.

“Cuando se mejoró, me fue a ver, y yo le dije que si estaba vivo y Dios me había dado la oportunidad de seguir con vida, yo te la daba a ti también, porque yo sé que tú también te arrepientes de todo lo que hiciste. Y ahora estamos amor y paz“, finalizó.


Potenciado por