Luego de una reunión online de los alcaldes de Rio de JaneiroSão Paulo, Eduardo Paes y Ricardo Nunes, respectivamente, decidieron el pasado viernes 21 de enero, posponer los desfiles del Carnaval para el feriado de Tiradentes, es decir, para el próximo 21 de abril del presente año.

Esta decisión fue tomada bajo las orientaciones de las secretarias de salud de ambas ciudades brasileñas y motivada por el aumento de contagios de Covid-19, especialmente por el avance de la variante ómicron en el país.

La decisión fue tomada respecto al actual estado de la pandemia de Covid-19 en Brasil y la necesidad de, en este momento, preservar las vidas y sumar fuerzas para impulsar la vacunación en todo el territorio nacional”, señala un comunicado emitido por los dos municipios. Además, en la instancia estuvieron presentes las ligas de las escuelas de samba de la capital paulista y carioca.

Cabe recordar que a inicios de este mes las dos ciudades decidieron cancelar los carnavales de calle por segundo año consecutivo, debido a la pandemia del coronavirus, cuyas celebraciones se iban a realizar el 25 de febrero próximo.

Brasil ha sido duramente golpeado por la crisis sanitaria que atraviesa el mundo, con 23.909.175 casos confirmados de Covid-19, desde el inicio de la pandemia, de acuerdo a las cifras del Ministerio de Salud brasileño, al 22 de enero de 2022. Respecto a los decesos a causa de la enfermedad el gigante sudamericano registra a la fecha 622.801 muertes.