• Cargando...
En Vivo
Señal 1 Señal 2
  • Contacto
  • Frecuencias

Crudo relato contra Diego Maradona: “Me violó mientras mi madre lloraba del otro lado de la puerta”

Bastián Catalán
Crudo relato contra Diego Maradona: “Me violó mientras mi madre lloraba del otro lado de la puerta” Crédito: Infobae

Mavys Álvarez Rego, mujer cubana que tuvo una relación abusiva con Diego Maradona, declaró este jueves en Argentino debido a una causa por presunta trata de personas que involucra al entorno del exfutbolista.

“Esta es la primera vez que vengo a Argentina después del 2001, cuando vine con Diego. Ahora pude recorrer un poco, en aquella oportunidad no había podido ver nada. Estaba secuestrada”, dijo la mujer en conversación con Infobae.

El viaje se produjo cuando Mavys tenía solo 17 años y según reveló, Maradona la obligó a hacerse una cirugía para aumentar su busto. “Él insistió en que le gustaría mucho que yo me operara los senos, que por favor, que me iba a ver mejor, que iban a tener el cuidado que necesitaba, que todo iba a estar bien, que el médico iba a hablar conmigo y que no tuviera miedo. Al final accedí porque ya me había sacado la fecha de la cirugía y no me quedó otra”, confesó.

Al ser consultada por cuál fue el peor momento que pasó con el argentino, Álvarez relató una cruda experiencia vivida en Cuba. “Mi mamá vino a verme a la casa donde estábamos en La Habana y (Diego) no le quiso abrir la puerta. Mi mamá tocó la puerta de la habitación y él no quiso abrir. Él me tapó la boca para que yo no gritara, para que no dijera nada. Me violó. Eso fue lo que pasó”, señaló.

La mujer contó que Maradona siempre fue agresivo y detalló que una situación de violencia que vivió con el exfutbolista. “Un día llamó Claudia. Realmente no sé si era Claudia pero me dijo ‘soy Claudia, pásame a Diego’. El estaba dormido. Yo le paso el celular y le digo es Claudia, te está llamando. Me dice: ‘¡Qué tenés que hacer vos que tenés que contestar mi teléfono!’ Y agarra el celular y lo tira contra la pared”, contó.

“A mí me empieza a insultar, me agarra, me tira contra la cama, me pega una bofetada y me dice: “¡Nunca en tu vida vuelvas a tocar mi celular! ¡Nunca!” Amenazándome con que me podía matar”, cerró.

Relacionados