El pasado 28 de febrero la UEFA decidió suspender a todos los equipos de Rusia –incluida la selección– de participar en competencias internacionales organizadas por el organismo debido a la invasión a Ucrania.

Dicha sanción seguirá rigiendo la próxima temporada, según determinó esta jornada el Comité Ejecutivo de la UEFA.

El organismo decidió que los clubes rusos no podrán participar de las competencias internacionales de la temporada 2022-23 en cualquiera de sus modalidades y categorías.

Esta medida también afectará a sus selecciones. La masculina será excluida de la Nations League 2022-23. Rusia, que integraba el Grupo 2 de la Liga B junto a Islandia, Israel y Albania, ocupará automáticamente el cuarto lugar del grupo. Con ello, descenderá al final de la fase de grupos de Liga C y clasificará en el último puesto (16) de la Liga B.

El combinado femenino, en tanto, no podrá participar de la Eurocopa 2022 ni del Mundial 2023. El elenco ruso estaba clasificado para el campeonato continental e integraba el Grupo C. Sin embargo, será sustituido por Portugal, rival al que eliminó en los playoffs.

Por último, se determinó no atender las candidaturas de Rusia para albergar la Eurocopa masculina de 2028 o 2032. “El Comité Ejecutivo de la UEFA declaró como no elegible la candidatura presentada por la Federación Rusa de Fútbol (FUR) para albergar la EURO 2028 o la EURO 2032, de acuerdo con el artículo 16.02 del Reglamento de Licitación para las Finales y las Fases Finales de la UEFA”, señaló el organismo.

De esta forma, Turquía y la candidatura conjunta de Reino Unido y la República de Irlanda serán las aspirantes a organizar la Eurocopa 2028, mientras que Turquía e Italia la de 2032.