Comparte

Javier Castrilli, ex presidente de la Comisión de Árbitros del fútbol chileno, no se guardó nada. El Sheriff habló en exclusiva con Deportes en Agricultura y apuntó directamente a quienes culpó de gestar el complot que terminó por sacarlo de la dirección del referato nacional.

En primer lugar, el trasandino aclaró que “el mismo día que se me pidió el cargo vaticiné todo lo que estaba sucediendo”. Aunque afirmó que “no pensé que el arbitraje chileno estuviera en manos de una verdadera organización que se dedica a desastibilizar a la persona que quiere hacer los cambios”.

“Cuando se quiere generar un cambio, indudablemente hay resistencia por la gente que se siente beneficiado por el estatus quo, entonces pedí y me aseguraron un respaldo político”, añadió.

"Siempre supe que esto iba a suceder y lo advertí. Acusaron prácticas anti sindicales, como excusa para que no se los tocara. Tuvieron apoyo legal y todos enquistados en el INAF, en el espacio donde se va, en este caso, deformando a los árbitros. El desenlace no tenía otro final", continuó.

Al ser consultado por los responsables de lo que ocurre con el arbitraje nacional, Castrilli no lo dudó: “Los responsables son Gastón Castro, Jorge Osorio, Manuel Rodríguez, Raúl Orellana, Omar Oporto. Después está Julio Bascuñán que habló con el presidente para desestabilizarme y luego las conductas de Felipe Jerez y Felipe Jara. Coincidentemente, todos los nombres que no tenían proyección se vieron involucrados”.

Revisa la entrevista completa a continuación:

Últimas Noticias