Comparte

El futbolista del Arsenal Granit Xhaka está en el ojo del huracán en Inglaterra. El suizo de 29 años está siendo investigado por amaños de partidos por la Agencia Nacional del crimen de Inglaterra, tras una dudosa situación en la victoria de los Gunners por 1 a 4 ante el Leeds United.

Resulta que el volante amagó un sinfín de veces lanzar un tiro libre al minuto 85, hasta que fue amonestado. Hasta aquí nada inusual.

Sin embargo, según cuenta el Daily Mail, la jugada "está siendo investigada una supuesta conspiración criminal que implica a la mafia albanesa y a un exfutbolista profesional que ha sido condenado por amaño de partidos".

Es que se realizaron apuestas por montos cercanos a los 60 mil euros a que el centrocampista del Arsenal sería amonestado en los últimos diez minutos del duelo.

Las alarmas se encendieron tras investigar al exfutbolista sueco-albanés Alban Jusufi, condenado en Suecia por intentar pagar 182.000 a un portero para que se dejara ganar.

Últimas Noticias