A partir de las 13:00 horas de este lunes, la Sala del Senado discutirá y votará el proyecto de Pensión Garantizado Universal (PGU), presentado en diciembre pasado por el Gobierno y que este lunes el propio Presidente Sebastián Piñera pidió que a los legisladores que «no nos demoremos más» en la tramitación de la iniciativa.

El Mandatario reiteró durante la mañana de esta jornada el llamado al Congreso para aprobar el proyecto de PGU, solicitando a «los parlamentarios que no nos demoremos más, que aprobemos la Pensión Garantizada Universal y así podamos pagarle a millones de chilenos esta ayuda social a los chilenos durante febrero«.

Recordemos que la iniciativa ya fue aprobada en la Cámara de Diputadas y Diputados, y posteriormente en las comisiones de Trabajo y Hacienda de la Cámara Alta.

Ante esto, el mandatario aseguró que no hay «ninguna razón para seguir demorando esta PGU», ya que el financiamiento de la medida «está asegurado para los próximos 50 años».

«Hemos conversado y hemos llegado a acuerdos con la oposición y el financiamiento, que es cerca del 0,9% del PIB, está asegurado. Eso es algo necesario, que los gastos permanentes tengan aportes permanentes», recalcó.

En la misma línea, destacó que «cuando hicimos el presupuesto se calculó para el año 2022 pensando en una tasa de crecimiento de un 6% o 7% y hemos crecido un 12%. Eso significa más recursos para el Fisco». Junto con reiterar que la PGU beneficiaría a unas 2,5 millones de personas, sentenció que «este proyecto va a significar $185 mil que se suma o agrega a la pensión que cada persona tiene a su pensión. Es un alivio, una mejoría«.

Detalles de la Pensión Garantizada Universal

El proyecto, que apunta a llegar a 2,4 millones de personas, incluyendo especialmente a la clase media, establece que si el pensionado es beneficiario del pilar solidario, o bien, su jubilación es baja y por poseer una vivienda propia o contar con el ingreso familiar de sus hijos, se le hace difícil clasificar para los aportes estatales, entonces podría estar dentro del universo del 80% de la población más vulnerable que será beneficiario de la nueva PGU de $185 mil.

El beneficio también contempla un aporte que sería decreciente para quienes se encuentren entre el 81 y 90% de mayor vulnerabilidad, dejando fuera de este aporte solamente al 10% más rico de la población

En cuanto al tema del financiamiento, el Ejecutivo presentó nuevas modificaciones tributarias con el fin de aumentar la recaudación tributaria de 0,35 a 0,67 puntos del PIB, las que se acordaron gracias a las conversaciones entre el Gobierno, legisladores de oposición y el equipo del Presidente electo, Gabriel Boric.

Entre las propuestas se cuentan: gravar las patentes mineras, disminuir el crédito por compras de activo fijo, tributar los excedentes de libre disposición, eliminar la exención tributaria a los contratos de leasing, aumentar la sobretasa al impuesto territorial y establecer un impuesto anual a los bienes de alto valor.