Comparte

comerfrutasUn nuevo estudio concluyó que aquellas personas que cambiaron sus ámbitos alimenticios desde casi no consumir frutas y hortalizas , a comer ocho porciones al día, experimentaron un incremento en la satisfacción de vida, equivalente a pasar de desempleado a empleado.

Una investigación científica elaborada en Inglaterra reveló que el consumo diario de frutas y verduras puede tener un efecto positivo en el estado de ánimo de las personas y contribuiría a su felicidad.

El trabajo, realizado por la Universidad de Warwick (Reino Unido) y publicado en la revista especializada American Journal of Public Health, sugiere que consumir hasta ocho porciones de frutas y vegetales al día puede aumentar significativamente los niveles de felicidad y bienestar.

Según señaló la casa de estudios en una nota de prensa divulgada en su sitio web, este es uno de los mayores intentos científicos por explorar un eventual bienestar sicológico derivado de la ingesta de este tipo de alimentos, más allá de beneficios ya probados en estudios anteriores, como un menor riesgo de sufrir cáncer y ataques cardiacos.

Efecto a corto plazo

En su paper, el equipo británico detalló que los beneficios en el estado de ánimo se detectaron en cada porción extra de frutas y verduras que comían diariamente los individuos analizados, con un máximo de ocho raciones al día.

Los científicos concluyeron que las personas que pasaron de comer nada de frutas y verduras a consumir ocho porciones al día de estos productos experimentaron un incremento en la satisfacción con sus vidas equivalente a pasar de estar desempleado a conseguir un trabajo.

Las mejoras en el bienestar ocurrieron dentro de 24 meses.

Para lograr estos hallazgos, el estudio siguió a más de 12 mil personas adultas seleccionadas al azar, quienes registraron en un cuaderno sus dietas diarias. También se les midió el nivel de bienestar sicológico.

Los encargados del experimento encontraron grandes beneficios sicológicos derivados de una dieta mejorada que se adoptó a lo largo de dos años.

«Comer frutas y verduras aparentemente aumenta nuestra felicidad mucho más rápidamente que cuando mejora nuestra salud (física)», aseguró el profesor Andrew Oswald, parte del grupo de científicos que desarrolló el análisis.

«La motivación de las personas por comer alimentos saludables se debilita por el hecho de que los beneficios para la salud física, como la protección contra el cáncer, se acumulan décadas después. Sin embargo, las mejoras en el bienestar de un mayor consumo de frutas y verduras son casi inmediatas», explicó el académico.

El trabajo fue desarrollado por la Universidad de Warwick, en Inglaterra, en colaboración con la Universidad de Queensland, en Australia. De hecho, los voluntarios que participaron en él (12.385 adultos) eran australianos.

El plantel británico detalló que para efectos de la investigación, el equipo de profesionales ajustó los efectos del consumo de vegetales en el nivel de satisfacción, con las circunstancias y trasfondo personales de los voluntarios, además de su nivel de ingresos económicos.

En opinión de los académicos, es posible vincular este estudio con otra investigación realizada anteriormente en torno a los antioxidantes y que sugirió una conexión entre el optimismo y los carotenoides en la sangre. Sin embargo, advirtieron que se necesita más investigación sobre esta materia.

Fuente: SimFRUIT según El Austral.cl

Últimas Noticias