puerto natalesAgosto sería el mes crítico. Se teme que si la falta de lluvias o de nieve se prolonga después del próximo mes, entonces podría vivirse una situación muy difícil y delicada para la masa ganadera de la Provincia de Última Esperanza.

Si bien, la situación todavía no es dramática, autoridades y agricultores de la Provincia de Última Esperanza observan con angustia el paso de los días, en medio de uno de los inviernos más secos de los últimos años.

El agricultor y dirigente agrícola de Puerto Natales, Luis Mladinic, manifestó su preocupación por el hecho que la falta de lluvias o de nieve pueda prolongarse, durante agosto. “Si no cae nieve o lluvias en agosto, la situación se va a poner muy difícil para la ganadería de la provincia”, indicó.

Mladinic recordó que el invierno de 2016, representa una de las sequías más fuertes de los últimos años y teme por lo que ocurriría en primavera, si la falta de precipitaciones se extiende durante el octavo mes del año.

Y es que, de hecho, el daño ya está en gran medida producido, pues la falta de lluvias y de nieve acumulada hasta ahora, “ya produjo que el pasto creciera hasta un 40% menos en muchas zonas de la provincia”, situación que representa una importante caída en la disponibilidad de alimento que tendrán los animales durante la primavera.

“Esto disminuye la capacidad de carga de las praderas, es decir, si antes se podía ingresar 130 vacas a una pradera, ahora, ese número será de 100 o quizá menos”, indicó.

El dirigente agregó que el Gobierno está al tanto de la situación y ha estado monitoreando lo ocurrido en forma constante, lo que les entrega tranquilidad en ese sentido.
Alcalde.

A su vez, el alcalde de Puerto Natales, Fernando Paredes, se pronunció en el mismo sentido. “Estamos expectantes ante lo que pudiera ocurrir, sobre todo en agosto, que va a ser el mes más crítico”, dijo. Reconoce que la situación todavía no es grave, pero si se prolonga, el escenario se tornaría muy difícil.

Fuente: El Pingüino