Este sábado Corea del Norte reportó un total de 21 muertes por Covid-19 en las últimas 24 horas, las que estarían ligadas a casi 174.400 nuevos casos potenciales del virus.

El líder de la nación, Kim Jong-un, calificó el hecho como “el mayor calvario desde la fundación del país”.

Según el último balance, desde finales de abril y hasta la víspera se detectaron 524.440 personas aquejadas de “una fiebre de origen desconocido”, de los cuales 234.630 se habrían recuperado.

Hasta la fecha la cantidad de fallecidos en el país a causa de la enfermedad asciende a 27, mientras que 288.810 personas están recibiendo tratamiento.