Comparte

El Servicio Nacional de Pesca recurrirá a la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOOA en sus siglas en inglés) para determinar el decapitamiento de las tortugas hace un año en las costas del norte.

Desde agosto del año pasado, 83 ejemplares de la «tortuga negra» han aparecido decapitadas en las costas de Arica.

El director regional subrogante de Sernapesca, Gabriel Inostroza explicó que se solicitará «un análisis complementario para verificar si los ejemplares fallecieron por efecto del decapitamiento ocasionado por el ataque de un predador natural mientras estaban vivos o esta situación se generó posterior a su muerte» aseveró.

La idea del Servicio es que «si se detecta que su cuello estaba contraído, podremos señalar que el corte se produjo cuando estaban vivas y podríamos ratificar la tesis de un ataque de lobos a estos animales. Si se descubre que estaba dilatado, la mordedura habría ocurrido posterior al deceso de los especímenes» agregó.

Según Inostroza, Sernapesca no ha descartado ninguna tesis, incluso la intervención humana. por lo mismo es que se han trabajado los hallazgos en conjunto con la Brigada Investigadora de Delitos contra el Medio Ambienta, Bridema de la PDI.

Últimas Noticias