CRISTOBAL ESCOBAR/AGENCIAUNO
Comparte

Luego de que la Corte Suprema rechazara, de forma unánime, la destitución de Jorge Abbott, el Fiscal Nacional afirmó sentirse "respaldado" por la institución.

“He sentido el respaldo más absoluto al interior de la institución, no solamente el día de hoy, sino que a lo largo de todo el proceso. Tanto de varias asociaciones de fiscales, o de funcionarios”, declaró Abbott, según Radio Bío Bío.

La petición emitida por 10 parlamentarios del Frente Amplio y la ex Nueva Mayoría, quienes acusaron a Abbott de negligencia, abandono de deberes, intervencionismo en los casos de financiamiento ilegal de la política y malas prácticas, no contó con el favor de los magistrados, quienes también resolvieron que los acusadores no deberían pagar las costas del juicio.

"La unanimidad en la resolución da cuenta de la falta de seriedad de la petición. Creo que cuando se ejercen funciones públicas hay que hacerlo con los fundamentos y con particular seriedad puesto que se afectan instituciones de la República que hay que cuidar", afirmó según Emol

A su salida, el Fiscal sostuvo que el Ministerio Público "no garantiza la persecución de la investigación penal en el país".

Asimismo, se refirió específicamente sobre las acusaciones de abuso sexual dentro de la Iglesia, y manifestó su preocupación por las acciones que está emprendiendo la institución.

"Si bien la Iglesia muestra toda su intención a colaborar en las investigaciones, nos preocupa que al mismo tiempo inicie acciones que paralizan la tramitación de la causa", informó Abbott, refiriéndose a la arquidiócesis de Valparaíso desde donde se solicitó que el caso en el que están implicados sea trasladado a Rancagua.

En los 20 años de la Reforma Procesal Penal, nunca nadie había pedido la destitución de esta autoridad.

Últimas Noticias