Comparte

Argentina se verá las caras contra Australia en los octavos de final de la Copa del Mundo. En ese sentido, el zaguero australiano Milos Degenek aseguro que "será un partido de 11 contra 11, no hay 11 Messis, hay uno solo".

"Siempre me ha encantado Messi y creo que es el mejor que ha jugado nunca. Pero no es un honor jugar contra él, porque es solo un ser humano, como lo somos todos. Es un honor estar en los octavos de final de un Mundial. Ese es el honor en sí mismo", añadió el defensa de 28 años.

Además, el futbolista comentó que Argentina tiene "la motivación de que podría ser la última Copa del Mundo de Messi y él quiere ganar la Copa del Mundo y terminarla en lo alto".

"Nosotros trataremos de impedirlo. Soy un gran admirador suyo pero me encantaría ganar una Copa del Mundo más que él gane", comentó Degenek.

Finalmente dijo que ante Francia "tuvimos demasiado respeto en ese primer partido", además de aclarar que "el partido (ante Argentina) será completamente diferente. Obviamente tenemos tiempo para prepararnos, y lo haremos. Pero, de nuevo, son dos estilos de fútbol completamente diferentes. Francia juega de una manera, Argentina jugará de otra manera".

Últimas Noticias