productos fitosanitariosLa campaña fue organizada por ambas municipalidades de la Cuarta Región, el Comité Regional de Plaguicidas de la Región de Coquimbo, y la Asociación de Fabricantes e Importadores de Productos Fitosanitarios Agrícolas (Afipa).

Comprometidos con el cuidado del medio ambiente están los agricultores de Illapel y Salamanca, lo que quedó demostrado en los resultados de la última campaña de recolección de envases vacíos de productos fitosanitarios, que se llevó a cabo el 17 y 18 de junio.

Entre ambas comunas, se recolectaron 2.200 kilos de material plástico, equivalente a 6.118 envases de diferentes capacidades. Illapel recolectó 1.300 kilos, un 84% más que el 2014 en que llegó a los 700 kilos; y Salamanca 900 kilos, un 10% más que el año pasado en que alcanzó los 810 kilos.

Illapel recolectó 1.300 kilos de envases vacíos de productos fitosanitarios, un 84% más que el 2014 en que llegó a los 700 kilos; y Salamanca 900 kilos, un 10% más que el año pasado en que alcanzó los 810 kilos

Karen Jélvez, profesional de la Oficina de Gestión Ambiental, Aseo y Ornato de la Municipalidad de Salamanca, señala que la campaña fue exitosa, ya que con ésta se contribuyó al cuidado del medio ambiente y a la salud de las personas. “Además, se facilitaron las condiciones para que los agricultores cumplieran con las normativas establecidas por el SAG y el Ministerio de Salud, en conformidad a lo señalado en la legislación vigente”.

Afipa sostienen que la cantidad de envases vacíos de plaguicidas entregada en Illapel y Salamanca demuestra que los agricultores han internalizado el buen manejo de éstos. No sólo aplicando la técnica del triple lavado, aprobada internacionalmente, sino que además almacenando sus envases vacíos limpios y llevándolos a los puntos de recepción. Bajo este proceder, no quedan residuos en sus predios y bodegas, lo que va en directo beneficio de ellos al proteger sus suelos, el medio ambiente y la comunidad en general.

Todos los envases fueron enviados a Cemento Polpaico S.A. Coactiva, donde fueron eliminados en co-procesamiento en el horno cementero.

Fuente: Portal del Campo