Comparte

La Corte Suprema aprobó ayer viernes la extradición a México del ex alcalde y ex diputado Mauricio Toledo, reclamado por la nación azteca por un presunto delito de enriquecimiento ilícito tras comprobar que sus ingresos excedían con "creces" el sueldo público que percibía.

La Fiscalía mexicana detectó el año pasado la irregularidad de Toledo, ex alcalde de Coyoacán y ex diputado de la Ciudad de México, al identificar varias propiedades que no guardaban relación con los ingresos declarados.

El juez chileno Mauricio Silva Cancino ha examinado los movimientos de las cuentas bancarias del político mexicano en 2012, 2013, 2016, 2018 y 2019 determinando que "exceden con creces las remuneraciones y los ingresos percibidos en función de su cargo público".

"Tampoco aparece en los registros bancarios la compra del inmueble ubicado en el pueblo de San Miguel Xicalco", ha detallado el Poder Judicial de Chile en un comunicado que recoge el diario local El Mercurio.

En consecuencia, el magistrado ha concluido que "se cumplen las exigencias del tratado de extradición suscrito entre Chile y México y que, en esta etapa procesal, existen fundamentos para el enjuiciamiento del requerido", avalando así su entrega.

Toledo huyó de México el pasado mes de julio, explicando que su traslado a Chile se debía a motivos personales. Un mes después, la Cámara de Diputados le retiró la inmunidad para que pueda ser investigado.

El miembro del Partido del Trabajo (PT) ha denunciado que es víctima de una persecución política, asegurando que ha colaborado con las autoridades chilenas para ponerse a disposición de la Justicia.

Agencia Uno.

Últimas Noticias