Se acabó el misterio respecto al futuro de Kylian Mbappé. El futbolista francés rechazó la oferta del Real Madrid y finalmente decidió renovar con el París Saint-Germain.

La información fue anunciada con bombos y platillos en la previa del duelo entre el cuadro parisino y el Metz, donde se comunicó que el atacante continuará en el PSG hasta el 2025.

Si bien el campeón del mundo había llegado a un acuerdo con el Real Madrid, el cual incluía, entre otras cosas, el pago de 130 millones de euros como prima de fichaje, el dominio total de los derechos de imagen y un alto salario, el PSG terminó por convencerlo.

Y es que además de una alta suma de dinero, Mbappé será el líder del conjunto francés y será protagonista en la elección del nuevo director deportivo y del próximo entrenador. Además, le prometieron armar un equipo que pelee por la próxima Liga de Campeones, prescindiendo de algunas figuras y contratando a grandes jugadores.